Publicidad polémica: llegó el escándalo

Miércoles, 12 de junio de 2013
Comparte este artículo en Twitter Comparte este artículo en Google+ Siguenos en Youtube Comparte este artículo en Linkedin  

La publicidad cada día se torna más atrevida y ya existen marcas abonadas a las campañas publicitarias polémicas. Sexo, provocación, protesta, violencia... cualquier pretexto es válido si lo que se busca es llamar la atención del consumidor.

Publicidad polémica: llegó el escándalo

Muchos son los que denuncian este tipo de anuncios, pero hay que reconocer que ninguna de las campañas que se describen a continuación han pasado desapercibidas.

Se abre el telón y aparece un cura besando a una monja. Se cierra el telón. Se vuelve a abrir y se ve a dos pilotos en una cabina de avión bebiendo cerveza. Se cierra el telón. ¿Qué tienen estas dos imágenes en común? Ninguna deja indiferente. Y eso precisamente es lo que buscan marcas como la firma de moda Benetton o la cerveza alemana Löwenbräu, creadoras de estas dos campañas publicitarias.

Firmas de moda, de alimentos, de bebidas, campañas aéreas... parece que nadie queda al margen de la polémica cuando se trata de publicidad. Hoy en día hay tanta saturación que se hace cualquier cosa para sorprender y lo cierto es que esta estrategia es un arma tremenda y uno de los mejores métodos de promoción. Pero la cuestión es: ¿hace falta dar de que hablar para ganar visibilidad en el mercado?

El objetivo de la publicidad

La definición de la Real Academia Española sobre la publicidad es “la divulgación de noticias o anuncios de carácter comercial para atraer a posibles compradores, espectadores, usuarios, etc”, estando entre sus funciones principales la persuasión y la notoriedad. Sin embargo, en este terreno, muchas veces prima aquel dicho que afirma que “lo importante es que hablen de uno, aunque sea mal”.

Uno de los habituales en este tipo de publicidad es la cadena de hamburgueserías Burger King. Primero fueron las hamburguesas XXL las que provocaron la reacción de Sanidad por considerar que su publicidad incumplía la estrategia Naos, que pretende mejorar los hábitos alimenticios de los ciudadanos. Después llegaron las triple whopper, que superan las 1.000 calorías. Ahora atacan de nuevo. La cadena ha sacado un nuevo perfume con olor a carne. La colonia, dirigida al hombre, “lleva el aroma de la seducción con un punto de carne a la parrilla”, según asegura la publicidad de la página web, en donde se puede ver al personaje representativo de la cadena semidesnudo y en pose seductora. Desde la web incitan al hombre a adquirirla para mantener el romance vivo gracias a ese olor. Está claro que el nuevo perfume es una nueva forma provocativa de promocionar la cadena. Nadie duda que el sexo es una de las armas más fuertes de la publicidad y asociarlo a un producto suele ser muy rentable.

Como la que ha traído el anuncio de otro perfume, Obsession de Calvin Klein, en el que aparece Eva Mendes desnuda. La publicidad es de una colonia, pero el interés recae en la estrella del celuloide. El anuncio fue prohibido en EE UU, lo que supuso un gran ahorro para la empresa, ya que el morbo ha hecho que se cuelgue en Internet, y que a partir de ahí funcione el boca a oreja.

Pero no sólo del sexo vive la publicidad polémica. Existen otras formas de llamar la atención. La protesta es muy habitual entre las campañas de grupos y asociaciones y la política británica ha sido la última en recurrir a ella. Los datos económicos no son alentadores, y es que el PIB bajó un 1,5% en el cuarto trimestre de 2008, la peor cifra en más de 28 años. El partido conservador utilizó esta coyuntura para cargar contra el primer ministro, Gordon Brown, con una campaña publicitaria en la que aparecía un bebé de cara angelical bajo el siguiente lema: “La nariz de papá, los ojos de mamá... y la deuda de Gordon Brown”. Las encuestas reflejaron más tarde la ventaja de los conservadores sobre los laboristas en 15 puntos.

Y seguimos con la polémica, en este caso la que creó la campaña publicitaria de la marca Nolita. En sus anuncios se mostraba a una modelo de 31 kilos, desnuda, con las palabras “No-Anorexia”, como alegato a la terrible enfermedad. Esta publicidad hizo saltar las alarmas entre la opinión pública y algunas asociaciones, algo a lo que ya estaba acostumbrado su autor, Oliviero Toscani, conocido por sus provocativas campañas publicitarias, sobre todo las que hizo durante muchos años para Benetton. Entre las más conocidas de esta marca de moda se encuentra la de la imagen del beso entre un cura y una monja, de 1991. Los católicos consideraron un insulto que se exhibiera esta imagen, y el propio Vaticano condenó el anuncio.

Y tal vez por la relación que les une, compartan estrategia en su publicidad, ya que Sisley (marca del grupo italiano) también se muestra habitualmente provocativa y siempre consigue crear alguna reacción. En la mayoría de las ocasiones ni siquiera se ve la ropa que vende, pero sí que presentan una imagen desenfadada, agresiva, sexy y en algunos casos incluso desagradable.

Provocación y violencia

En tonos más suaves, pero igualmente llamativos se presentan los anuncios de la marca alemana Löwenbräu: Una chica embarazada con una cerveza en la mano; unos médicos en plena operación y varias Löwenbräu en el quirófano; dos pilotos en la cabina de un avión con un par de cervezas a su lado... tras un primer impacto, el observador descubre que estas campañas promocionan la nueva cerveza sin alcohol de la marca. Toda una estrategia.

Como la que tal vez utilizó Ryanair en el anuncio que publicó en el diario ABC hace unos años, una aparición bastó a la compañía de bajo coste para lograr que se hablara de ella en el resto de la prensa. En la imagen se ve a Zapatero opinando sobre la promoción de la aerolínea de bajo coste y comparándola con el cheque-bebé de 2.500 euros que anunció a principios de verano de 2008. La compañía no recurrió a una agencia de publicidad ni a un exhaustivo estudio de mercado para su diseño. El desembolso económico fue mínimo, y sin embargo, han conseguido su propósito: dar que hablar y que los medios se fijen en él, amplificando así su mensaje. El anuncio fue retirado después de que el Gobierno se pusiera en contacto con la compañía, según informó Europa Press.

Por último, pero no por ello la menos utilizada, se presenta la publicidad violenta, y como claro referente encontramos a la multinacional Sony. Una fotografía, que en un principio podría haber sido tomada un instante después de un atentado terrorista presenta a un hombre sentado rodeado de cadáveres. Una segunda visión permite ver como el hombre juega a la PSP y los restos humanos serían las propias vidas perdidas en el juego. El anuncio lanzó la consola en la India.

Comparte este artículo en Twitter  Comparte este artículo en Google+  Siguenos en Youtube  Comparte este artículo en Linkedin    
QUEREMOS SABER TU OPINIÓN
NOMBRE  
EMAIL  
COMENTARIOS
Siguenos en Twitter Siguenos en Google+ Siguenos en Youtube ABC Franquicias
Copyright © 2016 FranquiciasHoy.es Reservados todos los derechos. Prohibida la reproducción total o parcial en cualquier formato sin previa autorización


Registra tu Franquicia


¿Buscas nuevos emprendedores para tu negocio? Registra tu Franquicia y comienza a recibir contactos de personas interesadas en invertir en tu negocio.
Franquicia tu empresa

Consultores Expertos en Franquicia | Tormo Franquicias | Consultores en Franquicia

Si estás pensando Franquiciar tu negocio y crecer empresarialmente ponte en contacto con nosotros.
Te atenderemos sin compromiso.
Tormo Franquicias Consulting es la consultora líder
en franquicia.