[ 28/11/19 ]

Entrevistamos a Alenka, cofundadora de Mamma Mia - Il Gelato Cremoso

local-heladeria-mamma-mia
España necesita un establecimiento con un concepto de heladería italiana auténtica

 

La franquicia internacional de helados artesanales decide crecer en España. Con motivo de esta expansión en nuestro país, desde Franquiciashoy.es hemos realizado una entrevista a Alenka, cofundadora de Mamma Mia-Il Gelato Cremoso. 

¿Cómo nace el proyecto Mamma Mia?

Nuestra empresa nace en 2012 en Italia, partiendo de una idea que teníamos desde niños. El helado para nosotros representa una época de grandes emociones y felicidad como las celebraciones o los domingos por la tarde cuando nos juntábamos toda la familia para ir a la heladería y pasar momentos que recuerdo con gran alegría.

El helado siempre ha estado presente a lo largo de mi vida como por ejemplo, cuando pasaba las tardes en la ciudad con mis padres o un día de compras con mis amigos. Cualquier momento era la excusa perfecta para entrar en una heladería donde sus helados recién hechos me llenaban de felicidad. Incluso, cuando tenía una reunión de trabajo alrededor del mundo y salía en busca de una heladería artesana para celebrar mis logros, sin embargo, nunca daba con ellas. Las heladerías que me recomendaban tenían helados industriales, de colores extraños y muy, muy fríos. Añoraba el sabor, la felicidad que me transmitía un buen helado artesanal. Y entonces nació la idea… ¿Qué puedo hacer para que todos tengan la oportunidad de probar estas experiencias de felicidad y alegría?

Por eso, decidimos combinar la experiencia de nuestra tierra con el bagaje adquirido en nuestros viajes al extranjero.

¿Qué reto tuvisteis al inicio de la expansión en nuestro mercado?

La historia del helado es muy antigua, nació como 'Postre de Los Reyes' preparado en envases de nieve natural, con ingredientes como leche,  miel y frutos secos. Fue el Rey de Francia en el S. XVII el primero en conceder una licencia para un punto de venta al público de heladería en el centro de Paris, de la mano del italiano Don Piepolo.

Sin embargo, hoy en día, su larga historia ha ido arrastrando muchos estereotipos. No ha sido fácil abrirnos paso en este sector, debíamos hacer entender que los helados no son fríos, ni exclusivos de estaciones calurosas, y desbancar el concepto de las 'heladerías industriales de toda la vida' con productos atractivos visualmente por sus aromas y colorantes artificiales, pero con poco sabor.

¿Cómo definirías la filosofía de Mamma Mia?

Mamma Mia significa amor por la naturaleza y productos frescos a kilómetro cero. Todas nuestras elaboraciones se basan en la transparencia y tradición. Únicamente utilizamos productos naturales y 100% ecológicos. Por lo que nuestros franquiciados deben compartir nuestros valores, tanto de negocio como de vida.

Nuestra franquicia es un binomio entre la innovación y la tradición. Han integrado a su concepto de negocio clásico los recursos tecnológicos más modernos para optimizar la elaboración y minimizar los costes de producción. Sin sacrificar nunca la “calidad de nuestra oferta”.

¿Cómo hacéis vuestros productos tan famosos?

En Mamma Mia fabricamos los helados conservando la tradición de los artesanos italianos, como solían hacer nuestros abuelos, manteniendo ese sabor verdadero y característico, que cautiva al público, dándose cuenta que no es un mero refresco, sino un alimento con alto contenido de proteínas.

¿Qué ventaja competitiva tiene Mamma Mia?

Nuestro secreto es que cuando los clientes deciden comerlo, el helado se 'produce' inmediatamente. Gracias a Dios, ahora no utilizamos la fuerza para crear la cremosidad, pero sí es cierto, que utilizamos los ingredientes tradicionales para agregar aire como la nata montada.

Mezclamos las mejores materias primas ecológicas como leche, crema, fruta, cacao, avellanas, etc. Obteniendo una crema suave, saborosa y genuina gracias a las heladeras que lo mueven de forma continua. En general, es un producto fresco, artesanal, servido al momento.

¿Qué te diferencia del resto de heladerías de la competencia?

Mamma Mia ofrece gran variedad de productos complementarios a su elaboración estrella. Desde smoothies, hechos solo con fruta, sin azúcar ni agua añadidos, hasta batidos, frappes, crepes y gofres hechos en el momento de servirlos.

También hacemos los cafés como en Italia, “el hogar del café expreso”. Sin leche quemada, pero una fusión perfecta entre café y leche para obtener un verdadero capuccino italiano. Usamos solo el mejor café, calidad 100% arábica.

Nuestra carta recoge una gran variedad de productos para veganos, celíacos o para aquellos clientes que deseen eliminar los azúcares agregados.

¿Qué ganarían los franquiciados que apuesten por tu marca?

En líneas generales, hoy en día, la tendencia del consumo de helado está cambiando progresivamente, los consumidores dan más importancia a la calidad, anteponiendo el helado artesanal al industrial, y cuidan más su alimentación, consumiendo alimentos sanos y equilibrados, suponiendo una gran oportunidad de posicionamiento al helado que tiene alto contenido protéico. También, la cuota de consumo poco a poco va ampliándose, alejándose de la estacionalidad.

Como punto destacable, nuestro proyecto procede de las heladerías italianas, siendo una característica notable en el mercado español. Los establecimientos de Mamma Mia se pueden ubicar tanto en centros comerciales como a pie de calle, sacándole la máxima rentabilidad posible.

Consulte más información sobre la franquicia Mamma Mia.

 

Volver al listado de entrevistas

Franquiciashoy.es revoluciona el acercamiento entre emprendedores y franquicias

Crea tu propio perfil, encuentra la franquicia que mejor se adapta a tus preferencias y mantente al día de todas nuestras novedades.

Filtra, selecciona y recibe toda la información sobre tus franquicias