26/12/19

Entrevistamos a los fundadores de la franquicia Movilgalia, David Freire y Alberto Beiró.

Franquicia-movilgalia
Nuestro modelo de negocio se basa en un profundo conocimiento del sector, basado en la experiencia directa y un enfoque al cliente de plazas de tamaño medio

¿Cuándo y cómo nació MovilGalia? (Alberto)

MovilGalia nace en 2011, éramos dos amigos que nos conocíamos desde la adolescencia. Casualidades de la vida, ambos acabamos en el sector de la telefonía. David Freire, en posiciones de Dirección Comercial y Consultoría de negocio, y yo, Alberto Beiró, que entonces estaba terminando ingeniería de telecomunicaciones, me encontraba más ligado al mundo del retail y comercio minorista. La combinación de estas dos visiones del negocio nos impulsó a lanzar la marca. Entre los dos, sumábamos casi más de 20 años de experiencia en el sector. 

En los inicios ambos hacíamos de todo, había que consolidar el negocio. David se ocupaba del área comercial, mientras yo, trabajaba aspectos más técnicos dando apoyo directo a las tiendas.

¿Nos podrías definir tu concepto de negocio? (David)

Lo definiría desde una doble perspectiva, la dirigida al consumidor final y la destinada a nuestro cliente interno, nuestros franquiciados. Son dos definiciones compatibles y que conviene distinguir. 

Para el consumidor estamos hablando de una tienda de telefonía multioperador independiente, que ofrece terminales, líneas, accesorios, reparación de móviles y otros servicios, siempre al mejor precio, con la última tecnología y la mejor atención para nuestros clientes. 

Para nuestros franquiciados es un modelo de negocio de tienda de telefonía enfocado al largo plazo, es decir, buscando la rentabilidad para ellos en el corto plazo. Ese es el aspecto básico de nuestra relación. Minimizamos la inversión, buscamos una relación comercial justa y equilibrada en royalties y condiciones comerciales entre franquiciador y franquiciado, por eso digo que pensando en su viabilidad a corto plazo protegemos nuestra relación a largo plazo. 

¿Cuáles fueron las dificultades con las que os encontrasteis? (Alberto)

Aunque sabíamos mucho de producto y de la venta de servicios de telecomunicaciones, la gestión de un negocio es más compleja que todo esto. Con los años, superamos esta fase inicial, y empezamos a crear equipos, generando estructuras que dieron más valor añadido al negocio y a nuestros clientes.  Así aumentamos nuestra competitividad y capacidades para defender los intereses de nuestros clientes, ya fueran particulares o empresas.

¿Por qué has decidido expandirte bajo la fórmula de la franquicia? (David)

Tras 9 años, hemos desarrollado con éxito un know how propio, excelentes condiciones de compra por nuestro volumen y en paralelo, una buena imagen de marca.

Llega un momento, donde compartir con otros empresarios este valor bajo un marco como el que establece la franquicia, es la fórmula que favorece mejor a todas las partes. La clave está en unas condiciones justas que hagan atractiva y rentable la relación para el franquiciado, creemos que las que ofrecemos lo son.

¿Cuáles fueron los problemas con las que te encontraste al franquiciar tu negocio? (David)

Ninguno en particular, quizás el tiempo necesario para tangibilizar nuestro know-how. En el día a día, hemos sido pacientes durante el último año para perfeccionar el modelo. Ahora incorporamos la última versión de nuestro software propio que gestiona integralmente, todavía mejor, el punto de venta. Cada mes, nuestro departamento de franquicias evoluciona añadiendo nuevos servicios de apoyo pensados para nuestros franquiciados en un mundo que cambia constantemente como es el tecnológico.

¿Qué os diferencia dentro del sector frente a la competencia? (Alberto)

Tenemos el foco puesto en la rentabilidad del negocio para el franquiciado.  Venimos de trabajar en poblaciones medianas y pequeñas, sabemos lo importante que es el no exprimir desde la central al franquiciado con royalties no proporcionales, y, sobre todo, que a cambio hay que darle un soporte personalizado, para que consolide su negocio lo antes posible. Ni ellos ni nosotros nos podemos permitir errores en este proceso. No escatimamos esfuerzos en el apoyo de la selección del local, personal, y formación inicial.

Nuestro modelo de negocio se basa en un profundo conocimiento del sector, basado en la experiencia directa y un enfoque al cliente de plazas de tamaño medio. Este perfil de cliente es especialmente exigente, mucho más de lo que se pudiera pensar desde una visión de gran ciudad.

¿Cómo encuentras la situación del sector a día de hoy? (David)

Los multioperadores como nosotros solo siguen creciendo si mantienen un alto grado de compromiso en la excelencia de servicio con nuestros clientes. La formación en atención al cliente es clave para nosotros ya que el consumidor es cada vez más exigente. 

¿Cuál es el perfil de franquiciado que buscas para MovilGalia? (Alberto)

Es un perfil abierto, válido tanto para el autoempleo, como para inversores.

En el caso de autoempleo, buscamos personas con capacidad de aprendizaje y, sobre todo, con ganas de prestar un excelente nivel de calidad en la atención al consumidor. Sí tenemos esta base, el resto es apoyo por nuestra parte.

Para los inversores es un negocio sencillo, fácil de controlar, y con buenas tasas de rentabilidad.

Por supuesto, a veces nos encontramos un perfil intermedio, profesionales con muchos años de experiencia en ventas a empresas o en punto de venta, que buscan mejorar sus márgenes y aprovechar al máximo su cartera de relaciones comerciales, al mismo tiempo que sientan las bases de un establecimiento a pie de calle que atienda al público. El modelo transparente y justo que proponemos sigue siendo totalmente válido para que ellos puedan trabajar para sí mismos con los máximos rendimientos y resultados.

¿Cuál es la inversión que tiene que realizar el franquiciado? (David)

Si nos encontramos con un local en buen estado que no necesite obra civil, la inversión puede estar sobre los 32.800 € (incluyendo canon 9.900€, stock inicial 15.000€ y pack de apertura 7.900€)

En poblaciones menores de 25.000, tenemos packs de apertura a medida todavía más competitivos.

¿Qué ofrece MovilGalia al emprendedor? (Alberto)

Presupuesto personalizado de puesta en marcha del negocio y condiciones competitivas al igual que tienen nuestras propias tiendas.

Más de 9 años de experiencia y acuerdos con los principales actores del sector.

Servicio central de reparaciones de terminales, asesoramiento en atención al cliente.

Formación continua en nuevos terminales y técnicas de venta.

Software adaptado a tu local.

Servicios centrales de asesoría y seguimiento de resultados. Venta online.

¿Cómo ves el futuro? (David)

Muy positivo, claro y sin dudas. Nuestro equipo genera confianza en los candidatos, somos una marca joven y queremos compartir nuestro éxito con otros emprendedores. El consumo de telefonía se ha extendido exponencialmente y las tiendas monomarca no llegan a atender correctamente al consumidor.  Hay multitud de ubicaciones disponibles con mucho potencial y sin apenas competencia.

Consulte más información sobre Movilgalia.


Franquiciashoy.es revoluciona el acercamiento entre emprendedores y franquicias

Crea tu propio perfil, encuentra la franquicia que mejor se adapta a tus preferencias y mantente al día de todas nuestras novedades.

* Campos obligatorios