Sector de las franquicias de cannabis 

El sector de las franquicias de cannabis tiene una enorme proyección tanto en el mercado nacional como en el internacional. Su crecimiento en los último años se debe, principalmente, a que los distintos países donde se distribuye han regulado el consumo del cannabis y sus derivados, además de por el uso terapéutico que tiene esta planta.

El cannabis es una planta de la familia de las cannabáceas, que se cultiva desde hace más de 4.000 años y crece en todo el planeta. Al igual que otro tipo de plantas, ha tenido un uso medicinal hasta entrado el siglo XX. Fue ya en el año 2020, cuando el sector del cannabis en Europa vivió su mejor momento gracias a la legalización y regularización de este producto. 

Franquicias de CBD y Grow Shop

El consumo de productos derivados del cannabis ha aumentado mucho en el último año, de ahí a que varias franquicias del sector hayan aprovechado el tirón de este sector para crecer en el mercado. Las previsiones para los próximos años son buenas pues se espera que este sector llegue a facturar lo mismo que grandes compañías del sector de la moda a nivel mundial.

Dentro de este ámbito, destacan dos tipos de franquicias, las especializadas en productos derivados del cáñamo o CBD y los grow shops. La diferencia entre estos dos tipos de tienda está en que las de CBD distribuyen el producto final derivado del cannabis, como aceites, alimentos naturales o cosmética natural, y los grow shop, venden productos para el cultivo del cannabis, es decir, semillas, fertilizantes, macetas, etc.

Estas franquicias destacan por tener una operativa sencilla, por ser de baja inversión y por distribuir un producto de marca propia, homologado y legalizado en el mercado. Además, son modelos de negocio con poca competencia en el mercado y mucha demanda.

En este sector destacan franquicias como CBWEED, TecnocultivoCannabis Store Amsterdam.